martes, julio 23, 2024
More

    La caída del pelo puede revelar tu estado de salud

    ¿Te estás convirtiendo en una señora… por tu cabello?

    Perder algunos cabellos en la regadera o dejarlos en la almohada es algo normal, incluso puede aumentar durante el periodo de muda, pero ¿sabías que la pérdida excesiva de cabello puede reflejar una mala salud?

    Recurrimos a un experto para saber todo sobre esto, las enfermedades y qué podemos hacer si ya tenemos una condición de alopecia que nos quita, literalmente el sueño.

    PRIMERO LO PRIMERO, TU SALUD SE REFLEJA EN EL CABELLO

    Como mencionamos antes, es importante saber cómo está tu cuerpo para así saber la razón por la que pierdes el pelo, es bien sabido que si está sano es por la alimentación correcta, pero puede ir más allá.

    “La caída del cabello siempre debe de existir, es decir, es normal que las mujeres pierdan cierta cantidad, se podría decir que es algo natural, habrá momentos en los que será más evidente que otras pero debemos de prestar atención cuando se caigan de manera anormal, es decir cuando comience a existir una caída en exceso y suceda al mismo tiempo”, explica a Marie Claire México el Dr. René Jacobo Director Médico en Bojanini Hair and Skin especialista en tricología.

    Entonces, cuando se pierde mayor cantidad de pelo, se debe de buscar una señal de alerta lejos de la cabeza.

    “Lo que sí puede suceder en el caso de las mujeres es que existan otros riesgos que fomenten la caída anormal del pelo, por ejemplo la calvicie androgenética, es decir aquella que viene de un gen existente que hace que pierdan el pelo”, continúa explicando Jacobo.

    “La segunda posibilidad es que exista una pérdida de pelo hormonal, que puede aparecer en la adolescencia y volver aparecer durante el climaterio, se hace evidente cuando comienza la caída excesiva por la falta de producción de hormonas”, aunque también es probable que se deba algo mucho más complejo como prolactinoma, quistes en los ovarios o un problema en la tiroides, por esta razón es importante que antes de pensar en recurrir a un tratamiento capilar visites a un médico tricólogo para saber qué es lo que tienes hormonalmente hablando.

    En caso de que no sea la segunda opción, el Dr. René explica que también las vitaminas juegan un rol importante, puede que no tengan una buena absorción en los intestinos, puedes tener deficiencia de hierro, vitamina C o están en una dieta Keto.

    «En el consultorio se ven algunas pacientes veganas que no están consumiendo los suficientes nutrientes y esto hace que tengan una caída excesiva de cabello”, así que si estás perdiendo cabello y estás en cetosis, podrías necesitar algunos suplementos o incrementar tu ingesta de ciertos alimentos.

    El experto también nos explica que si eres una mujer con mucho estrés o como la mayoría de nosotros has padecido los efectos de dos años de pandemia, podrías perder más cabello de lo normal.

    Pero no todo está perdido. Gracias al avance de la ciencia y las investigaciones, existen alternativas que pueden ayudar a revertir la caída del cabello, siempre y cuando tu médico haya diagnosticado correctamente lo que está sucediendo en tu cuerpo.

    SOLUCIONES COSMÉTICAS

    Aquí encontrarás crayones, sprays o polvos, estos se ponen en las áreas donde es perceptible la pérdida del cabello y pueden disimular el área, al ser algo tópico, se caerá con las lavadas y funcionará momentáneamente.

    SOLUCIONES MÉDICAS

    Supongamos que todas tus hormonas están bajo control y eres -casi- libre de estrés, Jacobo explica que “se le puede dar a la paciente una loción en espuma o spray que contenga algún grado de minoxidil, incluso hay presentaciones que vienen en cápsulas, aunque no las receto tanto ya que puede afectar cuando una mujer está embarazada o planea quedar embarazada”.

    Así mismo existen shampoos de grado clínico que pueden ayudar a que el cabello pueda volver a retomar su apariencia normal.

    SOLUCIONES DERMATOLÓGICAS

    Lo más reciente en este ámbito, es la mesoterapia capilar, ésta se hace con un plasma inyectado en la piel cabelluda que ayuda a la regeneración capilar y que con el uso regular se podrá ver el resultado.

    En caso que sea mucho más severa la pérdida de cabello, se puede recurrir al injerto capilar, en donde se toman folículos sanos y se injertan en la piel cabelluda que los ha perdido, con el tiempo, vuelven a crecer y así se restaura el área pilosa.

    Suscríbete a nuestro newsletter

    Recibe las mejores noticias y artículos de interés para ti.

    Otros artículos