viernes, abril 12, 2024
More

    El empoderamiento de Viridiana Osio

    Ella es una ‘chingona’ cambiando vidas

    Cuando Viridiana Osio se graduó de diseño gráfico no consiguió trabajo y por eso le tocó buscar en otras áreas para sobrevivir, incluso trabajó como mesera, aun así, no dejó a un lado su sueño de crear.

    Una palabra cambiaría todo en su vida, Chingona. Incluso el darse cuenta que tener un jefe ya no era lo que ella quería. Sin saberlo, Virdiana se convirtió en inspiración para muchas otras que ven en su marca el recordatorio de lo que ellas quieren llegar a ser muy pronto.

    Te graduaste de Diseño Gráfico y no encontrabas trabajo.

    Sí, qué curioso, porque nadie me quería contratar. Tenía 7 años de terminar mi degree y no tenía experiencia. Aplicaba constantemente y, en las entrevistas, nunca me seleccionaban. Es decir, me decían “eras casi tú, pero no”. Decidí enfocarme en Customer Service, como mesera y finalmente en un call center y ahí me relaciono con el Departamento de Diseño Gráfico para ver si tenía alguna oportunidad, pero nadie me quería contratar. Nadie me quería contratar, así que, empecé a hacer animaciones para ver si se fijaban.

    A ver… ¿Por qué ‘Chingona’? ¿Cómo es que decides escoger el nombre de tu empresa?

    Yo nací en el D.F de México y crecí escuchando la palabra. A mi mamá, es la hora que no le gusta, pero yo siempre que la escuchaba, me sentía empoderada… ¡Bien chingona! Decía querer reflejar lo que me empoderaba, me hacía sentir como una bad-ass. Realmente, no había otra palabra que me gustara tanto como esta: ¡Chingona! Y como quería hacer un diseño con la palabra, me atreví y a la gente le gustó. El público también se sintió identificado. Obviamente, aplicar la palabra de buena manera (risas).

    ¿En qué momento te diste cuenta que el negocio iba por buen camino?

    Una de las cosas que más hice, fue unas gafas de lotería. Eso fue lo más grande. La gente todos los días me pedía algo diferente. He sentido el constante apoyo de ellos, desde entonces. Y la comunidad fue creciendo sucesivamente. Me di cuenta que había mucha gente como yo, creciendo en las redes sociales. Nunca me hubiera imaginado hace cinco años que estuviera, así como estoy hoy en día. No lo hubiera creído. Los comentarios y el recibimiento han sido muy positivos.

    Después de un tiempo, por fin, tuviste un jefe… tú misma.

    Cuando llegas a un punto en el que, te das cuenta que ya te acostumbraste a un modus operandi diferente, que ya tenía mi propia marca y que mucha gente me quería contratar; era un sueño. Así que, nunca pensé que pudiera lograrlo. Estoy en una posición en la que agradezco poder tener el control y recibir eso, fue un honor. Pero al final del día, me di cuenta que, en mi corazón, estaba mi marca. En el medio del Diseño Gráfico es lo que la gente quiere que tú hagas y con mi marca, tengo la libertad de ser yo misma. Al final del día, no me gustó ser un diseñador gráfico de otra empresa.

    ¿Cuánto tiempo pasó desde que empezaste la marca hasta que pudiste vivir de ella?

    Casi 3 años. Estoy super agradecida. Hay días en los que digo: “¡WOW! No sé si voy a poder”, pero he recibido mucho apoyo por parte de la comunidad y que hoy en día, los latinos nos estamos apoyando entre nosotros.

    Estamos en una etapa en la que las mujeres, por fin, están entendiendo la importancia de apoyarse las una de las otras… En la unión está la fuerza.

    Sí. Se puede. Si desean tener su propio negocio, no lo piensen, ni lo duden. Tienes una historia que contar. Algunos te dirán que sí, otros que no… Pero encontrarás apoyo y podrás ser tu propia jefa. Antes no visualizaba serlo, sino que, prefería ser subordinada, tener un sueldo estable… ser una esposa, con hijos, etc. Pienso que, es momento de arriesgarnos y atrevernos a aprovechar otras oportunidades.

    Para ti, ¿cuál es la clave del éxito de tu negocio o uno que alguien emprenda?

    Pienso que creer en lo que estás vendiendo. Porque si no crees en lo que estás haciendo; nadie te comprará, ni te creerá. Tu negocio, por supuesto, debe tener su propia personalidad, contar quién está detrás de esa marca. Pienso que hoy en día, eso es muy importante, de contar una historia… que otros se sientan identificados. Eso es esencial para tu comunidad. Al comienzo yo sólo diseñaba, pero con el tiempo… Poco a poco, yo me enfrenté a los miedos de mostrar mi marca, de mostrarme a mi comunidad. Pero lo logré. Esto me cambió la vida. Hace 5 años no lo hubiera creído de ninguna manera.

    ¿El próximo sueño?

    Hacer algo local en Las Vegas, una comunidad para las chingonas y para los latinos, que todos me compren. Todo con ¡Chingona!

    Suscríbete a nuestro newsletter

    Recibe las mejores noticias y artículos de interés para ti.

    Otros artículos