miércoles, junio 12, 2024
More

    Un mensaje para aquellas que están sufriendo la muerte de un ser querido

    Llorar, sufrir, gritar, cientos de cosas que podemos hacer mientras sufrimos la muerte de un ser querido, pero ¿es posible superarla?

    Pensar en lo difícil que sería para cualquier persona el perder a alguien que ama te rompe el corazón, y cuando eres tú la que debe enfrentar una situación así, la cosa se pone mucho peor. No podemos decirte que lo vas a superar pronto, tampoco que «todo estará bien», porque es muy probable que nada lo vuelva a estar, pero hay algunas cosas que debes saber.

    Aunque cada persona reacciona de diferente manera al duelo, la realidad es que el dolor es el eje principal, y el tiempo una de las herramientas que más suelen ayudar. A pesar de ello, hay algunas que te ayudan a aceptar lo que pasó, y que se han convertido en fases a seguir.

    Reflexionar sobre lo que vives es necesario, incluso beneficioso, porque esos consejos de «ya no pienses en eso», no te harán ningún mal. De hecho, es importante que hables de tu ser querido, de sus gustos, de las cosas que lo hacían quien eran, hasta que ya no puedas hablar más.

    Investigadores en varias partes del mundo han llegado a la conclusión de que la vida seguirá siempre y cuando veamos a la muerte como parte de la naturaleza, de lo complicado que es ser humano, y que veamos con cariño los momentos que pasamos con ellos.

    1. Sigue adelante

    Suena simple y estúpido, lo sé, pero a lo que nos referimos es a continuar con tus actividades diarias. Los expertos sugieren que alcanzar un sentido de propósito y dirección en tu vida hará que poco a poco superes el duelo. Nunca vas a olvidar al que se fue, pero puedes tener una menor cantidad de tristeza cuando pienses en él.

    1. Háblalo

    Sin duda te recomendamos que asistas con un psicólogo, pero si por ahora no puedes hacerlo, platica con amigos sobre él o ella, sobre las cosas que le gustaban, sobre lo que era importante; incluso hay grupos que te ayudan a esto, con personas que también están pasando por lo mismo que tú.

    1. Acepta tu dolor

    Es normal sentir rabia, frustración e incluso dolor físico. De nuevo, ES NORMAL, no tengas miedo de expresar lo que sientes. Esto puede ser difícil, pero te puede ayudar a ir procesando lo que estás viviendo.

    1. Ayuda a otros

    El sentido de la vida sigue siendo fundamental, por ello acércate a otras personas que te necesiten, ayúdalos a sanar, sin convertirte en el paño de lágrimas de nadie, sino en esa persona que siempre sabe qué decir. Apoyar a otros te hace bien, ya que genera oxitocina, que es la hormona de la felicidad.

    1. Celebra la vida de tu ser querido

    Guardar sus objetos personales será muy complicado, por ello algunos terapeutas aconsejan que cuando lo hagas celebres su vida. Digamos que le gustaba el futbol, sería bueno donar sus cosas a un grupo de niños que tengan un equipo, sabiendo que las usarán siempre y él seguirá vivo.

    Si tus emociones siguen en aumento, y nada de lo que te decimos o te dicen otras personas te funciona, es importante que hables con un profesional de salud mental calificado como un psicólogo le podría ayudar a lidiar con sus sentimientos y recuperar el rumbo para salir adelante.

    Suscríbete a nuestro newsletter

    Recibe las mejores noticias y artículos de interés para ti.

    Otros artículos