domingo, junio 16, 2024
More

    MFW: Bottega Veneta sobre la artesanía en movimiento

    Uno de los desfiles más esperados de Milano…

    «Un desfile: la alquimia de la calle está en la diferencia; ¿con quién te vas a encontrar? ¿Qué hay a la vuelta de la esquina? ¿Quién te sorprenderá? Lo importante es la sorpresa del encuentro», comentó Matthieu Blazy.

    Para cerrar su trilogía de desfiles «Italia», el director creativo de Bottega Veneta, Matthieu Blazy sigue celebrando y fusionando el pasado, el presente y el futuro del país con la artesanía en movimiento.

    En este desfile, técnicas, motivos, personajes y criaturas del pasado viajaron a través del espacio y el tiempo para hablar al presente y al futuro; una cacofonía de influencias, animadas e inanimadas, se convirtió en una polifonía.

    Cada una tiene su lugar y forma parte del proceso: desde los antiguos corredores de bronce romanos (1 a.C.), pasando por las futuristas «Formas únicas de continuidad en el espacio» de Boccioni (1913), hasta la colección actual para el invierno 2023.

    A veces se inspira tanto en la mitología de la antigüedad como en la forma futurista de lo que está por venir, literalmente en el corte de las siluetas «Boccioni», presentes en la colección fundacional de Blazy y ampliadas aquí.

    Bottega Veneta.

    Bottega Veneta en Milan Fashion Week

    La odisea del reparto continuó en arquetipos de personajes en transformación, mutables y en movimiento, que viajan de lo ordinario a lo extraordinario, cuestionando en qué momento algo es chic.

    Desde el ritual matutino con la camisa blanca transparente y calcetines de cama hasta la obsesión por la sastrería con un camisón de rayas o pijama de «franela gris».

    En la colección se explora la idea de «cambiarse» desde su significado cotidiano en las primeras siluetas hasta sus promesas más fantásticas más adelante, donde toma forma una nueva mitología.

    El desfile fue un lugar donde existió el placer gozoso, emocional y personal de vestirse, de adquirir la confianza de ser quien quiera ser a través de la ropa.

    La artesanía se reconfiguró como innovación, con siluetas históricas revividas y reinventadas, recogidas, deshuesadas, rajadas y suspendidas. Los intrincados bordados a mano en seda se han recrearon y reorganizaron, dando un nuevo giro a su metamorfosis.

    La colección y la exposición se trataron como un juego del Cadáver Exquisito, en el que se desplegaron posibilidades. Surgieron criaturas quiméricas, transformadas a través del corte y la artesanía.

    Un empalme de códigos de volumen y técnica, jacquards fil coupe desgreñados, y el Intreccio toma la forma de un nuevo tipo de piel, convirtiéndose en escamas y plumas en cascada, encontrando nuevas configuraciones en prendas de vestir y artículos de cuero.

    ¿La inspiración? Matthieu Blazy apuntó: «Me encantaba la idea del desfile en Italia; una procesión, un extraño carnaval, una multitud de gente de cualquier parte y de todas partes y, sin embargo, de alguna manera, todos encajan y van en la misma dirección. Quería analizar qué hace que la gente se reúna en un lugar sin jerarquías, donde todo el mundo está invitado».

    Te puede interesar:

    MFW: Giorgio Armani, en un lado neutral y romántico

    MFW: Ermanno Scervino exponiendo un nuevo estilo contemporáneo

    MFW: Grazioli y Missoni encuentra su sinergia

    Suscríbete a nuestro newsletter

    Recibe las mejores noticias y artículos de interés para ti.

    Otros artículos