miércoles, abril 24, 2024
More

    PFW FW24: Miu Miu presenta la transformación de la memoria

    En el último día de Paris Fashion Week, Miuccia Prada se cuestiona, ¿Qué significa vestirte para tu edad? Miu Miu propone una respuesta.

    “Cada mañana tengo que ecoger si soy una niña de 15 años o una mujer acercándose a la muerte” comentó Miuccia Prada. Su nueva colección de Miu Miu tuvo una intensidad y fuerza inquietante. Es de esas que no podrás quitar de tu mente en algún tiempo. Nada como ver un par de skinny jeans en la Semana de la Moda en París para realmente despertarte.

    Esta vez su propuesta es una reflexión sobre los códigos de vestimenta y cómo se transforman de acuerdo con la edad. La pasarela abre con una selección de abrigos clásicos con collares de perlas y pantuflas de hotel, pero en cuero.

    Memoria y revolución

    De ahí la progresión combina elementos adultos e infantiles como abrigos con cuellos Peter Pan de la infancia, los uniformes escolares y laborales y vestidos slip arrugados. El uniforme de falda y suéter tan característico de Prada ahora se presenta con una silueta oversized, como si la Miuccia del pasado tomara prestada la ropa de la Miuccia del presente.

    Pero claro, no puede ser una colección de Miu Miu sin ese toque desconcertante. Trajes de falda pierden la discreción al presentarse en colores eléctricos y mohair. Chaquetas de gamuza marrón se decoran opulentamente.

    El estilismo es frenético y los accesorios transforman la colección con una actitud excéntrica. Guantes gruesos de cuero se extienden hasta el codo y cuellos sobresalen de forma asimétrica. Los lentes sin armazón nos recuerdan al estilo de mediados de los años 2000, documentado a la perfección en Saltburn. Las medias, ahora una de las piezas favoritas de Miu Miu se presentan en versiones acanaladas.

    Para acompañar el desfile Cecile B. Evans presenta un cortometraje sobre Reception una de las últimas traductoras humanas. Una mujer que busca preservar la transmisión de la íntima memoria de una mujer, que habla gaélico. Reception lo interpreta en francés y una máquina lo transcribe al inglés, pero en el proceso va perdiendo su propia memoria en el espacio.

    La pasarela cierra con tres Little Black Dresses, posiblemente el arquetipo más clásico de todos. A medida que el tiempo pasa, la memoria lo va aplanando, combinando momentos y eras particulares para definir una imagen colectiva. Es así como distinguimos la particular inocencia de Miu Miu entre cada colección. Es así como siempre recordamos a Miuccia Prada: constante y cambiante.

    Te puede interesar:

    New Balance x Miu Miu, la inspiración que emerge de la silueta 530

    MFW FW24: Prada redefine la vanguardia coquette

    PFW: Miu Miu SS24, un momento de belleza

    Impression Pixel

    Suscríbete a nuestro newsletter

    Recibe las mejores noticias y artículos de interés para ti.

    Otros artículos