domingo, abril 21, 2024
More

    Cómo preparar un brunch en casa

    La combinación perfecta entre la mañana y la tarde, repleto de platillos y sabores.

    Preparar un brunch en casa puede ser una experiencia tan divertida como salir a un restaurante. Aunque disfrutamos de visitar diferentes lugares para brunchear con amigas, organizarlo en casa también tiene su encanto. 

    Pexels

    ¿Qué es un brunch? 

    El brunch es una combinación de horarios y comidas que se lleva a cabo entre el desayuno y el almuerzo, generalmente entre las 11:00 a.m. y la 1:00 p.m. Se suele disfrutar los fines de semana y muchos lugares ofrecen menús especiales para esta ocasión.

    A muchas personas les gusta brunchear por la flexibilidad de horarios que ofrece, como una forma de romper la rutina y también porque ha sido mencionado en series populares como Gossip Girl. ¿Qué tiene de atractivo? La posibilidad de reunirse con amigas, lucir nuestros mejores outfits y disfrutar de mimosas u otras bebidas refrescantes.

    ¿Qué necesitas para organizar un brunch?

    Si bien no existen reglas estrictas sobre qué comer, hay elementos indispensables que son el alma de un brunch. Además, si decides hacerlo en tu jardín o departamento, es importante contar con las decoraciones adecuadas para crear el ambiente perfecto.

    Pxels

    Platillos salados

    En cuanto a los platillos salados, la mayoría tiene como base el huevo en diferentes presentaciones, como huevos rancheros, estrellados o benedictinos, que son los más comunes. También es esencial contar con una variedad de panes y tostadas.

    El avocado toast es uno de los platos más populares y fáciles de preparar. Se puede combinar con ingredientes como salmón, chilaquiles, huevo, espinacas, entre otros.

    Platillos dulces

    Para los platillos dulces, la fruta fresca es imprescindible, ya que resalta cualquier bocado y sirve como excusa perfecta para hacer hotcakes o crepas.

    Los postres, pasteles y galletas en porciones pequeñas y variadas añaden un toque de sabor y hacen que el día siempre tenga algo para picar entre los platillos más salados y abundantes.

    Bebidas calientes

    Es importante tener listas las tazas de café, ya sea un americano fuerte o capuchinos. Para aquellos que prefieren evitar la cafeína por la mañana, es bueno tener una olla de chocolate caliente o una variedad de opciones de té.

    Mimosas

    Las mimosas son el verdadero motivo por el que muchos disfrutan de los brunches. Este cóctel, ideal para tomar entre las 11:00 a.m. y la 1:00 p.m., combina champagne con jugo de naranja, aunque también se puede usar vino blanco.

    Para prepararlas, necesitas copas especiales conocidas como flautas, que tienen una forma alargada. El secreto está en cortar y exprimir las naranjas en el momento, en lugar de optar por jugo envasado. Una vez que lo tengas, asegúrate de que esté frío y añade la misma cantidad de champán que de jugo.

    Pexels

    Estas son las bases para tener un brunch perfecto. Puedes añadir después una decoración con manteles o vajilla decorativa, pero lo más importante es tener variedad de alimentos y bebidas. Todo esto hace que sea un momento de relajación y convivencia, donde podemos desconectar por un momento de la monotonía de los días.

    Te puede interesar:

    Así es como Sydney Sweeney se mantiene productiva con 2 horas de sueño

    Mora’s Backyard: En busca de una vida más sustentable

    ¿Es momento de dejar de buscar a mis amigas?

    Suscríbete a nuestro newsletter

    Recibe las mejores noticias y artículos de interés para ti.

    Otros artículos